Search
  • Alex Garcia

Bendición y no maldición

Eli era un sacerdote y profeta de Dios, pero sus hijos no hacían lo que le agradaba a Dios, en 1 samuel 2:22-25 vemos que ellos seducían a las mujeres que servían a la puerta del tabernáculo y tomaban de los sacrificios que nos les correspondían del tabernáculo.


Ellos continuaban en su necedad y pecado y no se querían arrepentir y debido a su falto de temor y respeto a Dios él trae un juicio sobre sus vidas, la cual pierden en el campo de batalla en contra de los filisteos.


Luego vemos en los versículos 27-36 que Dios envía un profeta, a confrontarle con la verdad; pero el profeta Eli continuaba dándole más honra a sus hijos que a Dios.

Eli y su casa no valoraron el sacrificio de sus antepasados en cuanto a su obediencia y servicio a Dios por eso a causa de la tolerancia que Eli tenía para con el pecado de sus hijos, Dios decreta una sentencia sobre ellos y todas sus generaciones futuras.

Cuando Dios habla Eli a través Samuel la respuesta de Eli fue “que Dios haga lo que quiera”, es impresionante ver a donde llega la insensibilidad de una persona que pierde el temor a los juicios de Dios.

Hoy en día vemos muchos que se están congregando en lugares donde se tolera el pecado como lo hacía Eli con sus hijos y podemos ver el resultado con una iglesia indiferente carente de poder y autoridad sobre las tinieblas, una iglesia que se parece más a un mundo alejado De Dios que cerca de Él.

Muchos se preguntan que está pasando con la crisis que están viviendo las naciones de la tierra; pero así mismo cómo los Israelitas que perdían la batalla contra los Filisteos a causa de su indiferencia que iniciaba por la casa de Eli y la forma en como administraba los asuntos De Dios; así estaba actuando la nación de Israel que no quería escuchar, hacían lo que les parecía. Dios les dio muchas oportunidades al sacerdote Eli a sus hijos a la nación de Israel, pero no quisieron arrepentirse, endurecieron su corazón y llegó el juicio de Dios.

¡Vemos claramente que Dios no puede ser burlado y cuando El habla, es en serio! Y nosotros no podemos ser como Elí ni como sus hijos ni Israel que perdieron la batalla, perdieron sus vidas y sobre todo perdieron el Arca del Pacto la presencia De Dios todo por no querer escuchar y obedecer a la voz De Dios.


Pastor Alexander Garcia


5 views0 comments

Recent Posts

See All